Por @notiviajeros: Máncora, verano eterno